Política comunista y economía capitalista. El Nuevo Orden Mundial.

Política comunista y economía capitalista. El Nuevo Orden Mundial.

China quiere liderar el Nuevo Orden Mundial hacia el comunismo totalitario.

La intervención del presidente chino (en realidad el primer secretario del partido comunista), en la cumbre de Davos, diciendo que el mundo ya no volverá a ser como era, es posiblemente la única verdad que dijo.

China controla la UE y la OMS

Ver las imágenes de origen
Se está produciendo una vigorosa guerra mediática sobre si hay que culpar tanto a China como a la Organización Mundial de la Salud (OMS) por la propagación del coronavirus y la tragedia mundial que ha generado.

Esa cumbre le dio un puesto de honor, significando lo que ya es una realidad: que China, con sus casi 1.400.000 millones de personas, una economía pujante, basada en la miseria y explotación de su población, en una auténtica esclavitud, ya dirige el mundo, y solo es cuestión de reconocerlo oficialmente.

China posee un veinte por ciento de la población mundial, el mayor ejército jamás conocido, sus barcos depredan la pesca en todos los océanos y mares, propios y ajenos, se ha apoderado de las riquezas naturales de la práctica totalidad de los países africanos, a los que ha colonizado por la vía de hecho, mediante préstamos, gobiernos títeres, fomentando partidos comunistas, etc., y aspira a hacer lo propio con la vieja y decadente Europa.

El comunismo en el Nuevo Orden Mundial.

Tal vez nos llevaríamos una sorpresa si se investigaran las posibles relaciones del partido político español «Podemos» con el partido comunista chino, entre otros partidos comunistas del mundo …

Pero además, China, con un modelo económico capitalista, basa su prosperidad en los salarios miserables, las interminables jornadas laborales, y la existencia de clases trabajadoras con el único ideal de llenar sus tripas con algo de comida, poder vestirse con harapos baratos, y poco más.

En otras palabras, una economía de subsistencia, más o menos la misma que el actual gobierno social comunista español nos está imponiendo a la fuerza.

Cuba, Venezuela y España.

El Nuevo Orden Mundial se basa en un sistema en el que las personas pierden su dignidad humana, y pasan a ser simples números, que solo serán válidos en tanto en cuanto sean productores, y no cargas para la sociedad, que se deshará de ellos sin ningún escrúpulo mediante la eutanasia. (Por cierto, en España ya se ha aprobado la ley correspondiente).

Hasta ahora los españoles solo trabajábamos para poder vivir lo mejor posible, pero dentro de poco haremos como los chinos, cubanos y venezolanos y solo viviremos para trabajar.

En definitiva, China gobierna el mundo, por la vía de facto, y quiere imponer el “modelo” comunista, basado en la limitación de derechos y libertades públicas, por no decir en su supresión, pura y dura, y la imposición de unas condiciones laborales y sociales cada vez peores.

Comunismo y religión.

También, El Nuevo Orden Mundial, hace estragos en la erradicación de la vida pública, y hasta privada, de la religión católica, pues para los marxistas la persona solo vale algo en cuanto es productor, no como clases pasivas, que conviene erradicar, y cuanto antes, mejor, que hay muchas bocas que alimentar…

Se promoverá, todavía más, el aborto, para evitar la “superpoblación” mundial, idea que obsesiona a estos maquiavélicos dirigentes, favoreciendo la invasión y ocupación de los países por parias de la tierra, procedentes de otras zonas del planeta, creando así una sociedad de medio zombis, sin raíces culturales, religiosas, políticas, económicas, etc.

Todo lo cual les servirá para reducir el coste de la mano de obra, favoreciendo así el incremento de beneficios de las grandes empresas multinaciones, que operan a nivel mundial, y que ya son más fuertes y poderosas que la mayoría de los Estados.

Y a las que, la legislación nacional se la trae al pairo, pues la eludirán con toda facilidad, o trasladarán sus centros de producción, distribución, sedes sociales, etc., a países “controlados”, o dónde pueden hacer lo que les dé la gana…

Comunismo y liberalismo sexual.

Ver las imágenes de origen

El Nuevo Orden Mundial fomenta la homosexualidad, el lesbianismo, la destrucción de la familia, la aparición de “familias” monoparentales, con hijos adoptados, o “fabricados” ex profeso, y a los que se abandona con cualquier excusa o pretexto, dejándolos de nuevo en manos del estado, etc.

El NOM, Nuevo Orden Mundial, va a consistir en la imposición del comunismo por todo el mundo, incluidos aquellos países que ya estaban vacunados, como España, pero en dónde la enfermedad se está volviendo a propagar, y a gran velocidad.

Esta es la famosa Agenda 2030, hacia la que nos encaminados a velocidad de vértigo.

¡Que Dios nos coja confesados y nos perdone, aunque si no hacemos todo lo posible para evitarlo, realmente no mereceremos el perdón del Señor ni de nuestros descendientes, que van a terminar siendo esclavos!.

China promueve el caos en EE.UU.

El régimen chino buscar extender su influencia comunista en todo el mundo y Estados Unidos figura como un objetivo claro por el poder que representa.

Alrededor de 600 grupos vinculados al Partido Comunista Chino fueron partícipes de una campaña a gran escala para generar una profunda división en todo el país.

El objetivo va más allá de las pasadas elecciones del 3 de noviembre: es crear caos dentro de EEUU y hacerlo ver como una democracia fallida.

Una investigación de cuatro meses hecha por Newsweek revela cómo el Partido Comunista de China (PCCh) y otras entidades vinculadas al Gobierno de Xi Jinping han estado trabajando a través de diversos grupos a nivel federal, estatal y local para fomentar las condiciones y conexiones necesarias.

La investigación reseña que esto incluye a empresas, universidades, grupos de expertos, sociales y culturales, organizaciones de la diáspora china, medios de comunicación en chino y WeChat. Todos en contacto regular y guiados por el Partido Comunista de China.

El FBI ya ha realizado investigaciones que han detectado incluso espionaje económico a gran escala.

Su director, Christopher Wray, indica que cada 10 horas se abre una investigación relacionada con China. De 5 000 casos activos de contrainteligencia, al menos la mitad tienen relación con ese país.

Influencia del comunismo en las redes sociales.

Sería equivocado pensar que China se limita a hackeos puntuales, como el atentado a varios laboratorios japoneses que desarrollan la vacuna contra el COVD-19 para robar información sobre las investigaciones. Esta es solo una muestra de lo que quiere hacer en otros países.

Desde el país asiático encontraron en Facebook y Twitter una gran herramienta para influir en la opinión y el pensamiento colectivo estadounidense.

Newsweek resalta que los actores chinos involucrados armaron de 200 a 300 cuentas de Twitter y más de 60 en Facebook. Aunque son perfiles poco creíbles, su influencia llega a ser más profunda.

Estas publicaciones promueven mensajes a favor de movimientos como Black Lives Matter y Blue Lives Matter para profundizar la división y el resentimiento entre los norteamericanos.

Otra de las tácticas es que no se apegan a la desinformación, por el contrario, comparten contenido auténtico de fuentes de noticias como The New York Times.

El expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, ya había hecho declaraciones contra el espionaje chino en el país. En agosto del pasado año, amenazó con prohibir la aplicación Tik Tok por motivos de seguridad nacional. No obstante la aplicación sigue funcionando en el país luego de un fallo judicial.

“La Justicia, el Estado y el FBI, están desenmarañando las actividades ocultas de estas organizaciones”, dijo a Newsweek el jefe de comunicaciones del Centro Nacional de Contrainteligencia y Seguridad, Dean Boyd.

China quiere a Biden como presidente de los EE.UU.

Ver las imágenes de origen

Si bien el foco de China iba más allá de las elecciones, hay que destacar que les convenía impulsar el favoritismo hacia uno de los candidatos, en este caso de Joe Biden.

Esta inclinación está marcada por la firme posición de Trump contra China y sus reiteradas denuncias en contra del régimen comunista.

Recientemente Estados Unidos reforzó sus alianzas con India en contra del país gobernado por Xi Jinping. Por su ubicación, India se convierte en un aliado estratégico de la región Indo-Pacífico.

La relación entre Washington y Pekín también ha ido deteriorándose por diferencias a nivel comercial y el manejo de la pandemia.

El diario Global Times, propiedad del periódico People’s Daily (del Partido Comunista chino) ha manifestado que China favorece al candidato demócrata Joe Biden.

En un artículo afirma que “tácticamente, el enfoque de Estados Unidos sería más predecible con Biden que además es mucho más fácil de tratar que Trump”, señala Newsweek.

Las intenciones de China de interferir en la soberanía estadounidense también tiene casos de alto perfil, como los negocios de Hunter Biden, hijo de Jode Biden, con la compañía de energía CEFC China Energy, que también involucraría otros regímenes comunistas como Venezuela.

close

Si te ha gustado esta página

Regístrate para recibir contenido genial en tu bandeja de entrada, cada mes.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

La Gran Prision

Échale un vistazo a mis libros en Amazon sin necesidad de comprarlos y conoce la realidad de Cuba en profundidad.

Esta entrada tiene un comentario

Deja una respuesta