En este momento estás viendo Los héroes de Cuba.

Los héroes de Cuba.

Los héroes de Cuba, llevados por Fidel a mártires de la Revolución.

Aquí tenemos a los llamados héroes de Cuba. Vamos a hacer un básico, pero conciso análisis, de estos prohombres para analizar su trascendencia en la historia de Cuba e intentar entender por qué Fidel Castro los convierte en mártires de la revolución. Yo, personalmente, no lo entiendo. Si quieres saber más sobre Cuba no dudes en ler mi libro La Gran Prisión.

Máximo Gómez

Otro de los héroes de Cuba, dejó la sotana por la carrera de las armas cuando su país fue invadido por Haití. Posteriormente viajó a Cuba y se unió al movimiento nacionalista contra la dominación española. Luchó en la Guerra de los Diez Años (1868-78) por la independencia de Cuba y ascendió rápidamente.

Como los cubanos no le dejaban ser el jefe del ejército, abandonó Cuba. Posteriormente le nombraron general del Ejército para una nueva insurrección que como todas fracasó ante la eficacia de las fuerzas españolas dirigidas por el general Weyler.

Su mano derecha era Antonio Maceo, pero al morir este, quedó solo y sin apoyos. La intervención de Estados Unidos expulsó a los españoles de Cuba en 1898 por la fuerza de las armas y la nueva República independiente convirtió a este general fracasado en héroe nacional.

Finalmente tuvo que dimitir como jefe del ejército debido a diversos conflictos con los dirigentes políticos.

héroes de Cuba

Antonio Maceo.

Destaca entre los héroes de Cuba. Era hijo de venezolano y madre negra. Al proclamarse la República de Cuba en 1868 se alistó al ejército junto con su padre y sus hermanos José y Justo.

Máximo Gómez le nombró su ayudante de campo. Realizó una gran labor al tener el apoyo incondicional de los negros liberados. Finalmente le dieron el grado de mayor general.

Nunca aceptó alianzas, iba por libre en la guerra de guerrillas y continuó combatiente a pesar de que se había firmado la paz con España mediante el Pacto de Zanjón de 1878. Lo que consiguió con ello fue desgastar a su ejército física y sicológicamente, el cual le abandonó y se tuvo que exiliar en Jamaica.

De nuevo volvió a la carga para participar en la Guerra Chiquita (1879-1880), pero de nuevo lo derrotaron y huyó a Haití.

Martí le concedió el rango de jefe del ejército, ya que Gómez lo rechazó y empezó la Guerra de la Independencia (1895-1898).

Finalmente murió en batalla contra el ejército español.

héroes de Cuba

Y qué podemos decir de este otro héroe de Cuba.

Calixto García Íñiguez.

(4 de agosto de 1839-11 de diciembre de 1898) fue un líder insurrecto. Hombre de escasa formación, la mayor parte de la cultura personal que pudo obtener fue de tipo autodidacta. Pasó 19 años desterrado en España, donde adquirió algo de cultura.

Antonio Maceo, el negro loco, considerado uno de los héroes de Cuba, no tenía otra intención que llegar a la jefatura de la nación. Por eso no aceptó la paz hasta que las mismas tropas lo expulsaron. Como se necesitaba un teórico para dirigir la independencia nombraron a Calixto García.

Pero lo gracioso es que dirigía la insurrección desde Nueva York, lo cual hizo que la falta de liderazgo, unido a los sobornos, la desinformación y la labor sistemática de penetración de los españoles acabase con los principales jefes detenidos y deportados. No en la cárcel para toda la vida o fusilados como hizo Fidel con todos.

Al comenzar la intervención de los Estados Unidos en la contienda, en 1898, Calixto García, aunque expresando su desacuerdo con entregar el mando supremo de las operaciones a los norteamericanos, acató la decisión del Gobierno Cubano en Armas. Se sometió a la dirección de los generales Shafter y Lawton. Ante la incompetencia manifiesta de Shafter en las operaciones en tierra y particularmente en las montañas de Santiago de Cuba, el mando efectivo, si no nominal, se le encomendó al general Lawton, quien supo aprovechar mejor las cualidades guerrilleras de los mambises. Ya las tropas cubanas habían salvado del descalabro más de una vez a las tropas norteamericanas, mejor pertrechadas, pero que se enfrentaban a un enemigo aguerrido. Los españoles eran mejores conocedores del terreno que los yanquis y estaban mandados por oficiales en su mayoría capaces y valientes.

Luego de la derrota naval del general español Cervera en las aguas cercanas a Santiago de Cuba y la toma de la ciudad por las tropas norteamericanas. El general Shafter prohibió la entrada a la ciudad a las tropas de Calixto García, quien escribió una carta de protesta, llena de dignidad y patriotismo, en la que desmintió que las tropas mambisas (negros liberados) fueran a cometer desmanes contra los españoles ya rendidos. Los americanos ya no se fiaban de los cubanos en aquella época.

Finalmente Tomás Estrada Palma le llama para acudir a Washington para mediar en las conversaciones entre el gobierno de Cuba y el de los Estados Unidos y allí fallece de neumonía.

héroes de Cuba

Carlos Manuel de Céspedes.

Uno de los más grandes héroes de Cuba que nació en el seno de una familia muy adinerada. Dedicada a la producción de azúcar, estudió en la Universidad de La Habana, donde se graduó en 1840. Se trasladó a España para proseguir sus estudios de derecho y se hizo masón. Participó en diversas actividades revolucionarias y antigubernamentales, por lo que fue detenido y obligado a exiliarse en Francia. No encarcelado y fusilado como continúa haciendo el gobierno de los Castro.

En un ataque de locura y por su cuenta, liberó a los esclavos de su plantación, provocando una gran inquietud en los demás propietarios. A los esclavos les cambió la libertad por unirse a él en la lucha armada contra España.

Sin embargo, ni él ni sus seguidores tenían como objetivo la independencia sino la integración de Cuba con los Estados Unidos. Prueba evidente de ello es que, tras proclamar la independencia, se fue con una delegación a Washington para negociar esa integración.

Como éste había sido nombrado presidente de la República de Cuba, España incrementó su fuerza militar en la isla, lo cual, unido a las constantes luchas internas de los cubanos, debilitó su poder y fue depuesto de su cargo.

El universitario masón que no había pegado un tiro en su vida, murió en el primer combate que tuvo frente a los españoles.

héroes de Cuba

Ignacio Agramonte.

Redactó la primera constitución de la República de Cuba.

Este es otro héroe de Cuba que pertenecía a la alta alcurnia cubana creada y sostenida con el trabajo de los esclavos. Estudió Derecho en La Habana y en 1867 ingresó en la carrera jurídica. En la universidad se convirtió en un «progre» y se integró en grupos separatistas. ¡Qué bien se vivía en Cuba en aquella época con el «ejército opresor» español!. Sinvergüenzas estos cubanos que con una mano reciben el pan y con la otra te apuñalan.

En 1868, sin tener ni idea de lo que es un ejército, se une a las fuerzas de Carlos Manuel de Céspedes y se encarga de dirigir a los rebeldes en la provincia de Camagüey. Más tarde, Céspedes, le regala el cargo de comandante de las fuerzas revolucionarias.

En la famosa Asamblea constituyente de Guaimaro, en la que se dicta la abolición de la esclavitud, él fue quien la firmó por puro protagonismo. Lo gracioso, como todo lo que hacen los cubanos, es que sólo tuvo vigencia en los territorios dominados por los revolucionarios, ya que la gran mayoría de los cubanos no insurgentes se negaban a ello.

En febrero de 1869, por encargo de la Asamblea, redactó la primera constitución de la República de Cuba. Agramonte renunció a las representaciones legislativas para tomar parte activa en la lucha y fue nombrado mayor general jefe de la división de Camagüey.

De nuevo, las peleas entre los cubanos, que solo buscaban intereses personales en una revolución por la «libertad», hicieron que le quitasen el cargo que tenía y finalmente en combate pierde la vida a los 32 años.

close

Si te ha gustado esta página

Regístrate para recibir contenido genial en tu bandeja de entrada, cada mes.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

La Gran Prision

Échale un vistazo a mis libros en Amazon sin necesidad de comprarlos y conoce la realidad de Cuba en profundidad.

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Miguel Betancourt

    La descripcion que hace de cada martir cubano no corresponde ni hace justicia al legado que estos grandes hombres dejaron , que por decir poco dieron sus vidas y las perdieron en nombre de la causa por la independencia de Cuba de España, creo que por ahi debe comenzar este discurso que esencialmente denigra la imagen de estos grandes hombres. Antonio Maceo no era ningun loco, fue muy valiente y responsable con la causa de Cuba. Ignacio Agramonte era un hombre de muchas cualidades y las puso todas al servicio sr Cuba y todos en general fueron grandes hombres que sacrificaron mucho, es muy irrespetuosa esta descripcion , y quien si fue un vil asesino , muy cruel y despiadado hasta con los niños y familias cubanas fue Valeriano Weyler durante su gobernatura en Cuba, a quien puedo facilmente comparar con Fidel Castro . España no trataba bien a los cubanos , les ponia impuestos altisimos y los miraba hacia abajo con bastante discriminacion e injusticias, y si quiere una prueba ahi está en la historia el fusilamiento de los 8 estudiantes de medicina, por una nimiedad que en España se habria zanjado con una detencion y una multa

Deja una respuesta